Una investigación pone en entredicho la necesidad de usar hilo dental para una buena salud oral

¿Es absolutamente imprescindible usar seda dental para una completa higiene de la boca? Un estudio realizado en Estados Unidos concluye que no hay pruebas contundentes sobre sus beneficios.
Mientras la Asociación de Dentistas de Estados Unidos sigue recomendando su utilización al menos una vez al día, el Departamento de Salud de Estados Unidos dejó de recomendarlo este año y el Servicio Nacional de Salud en el Reino Unido anunció que en breve revisará sus recomendaciones.
Aunque no haya pruebas sobre los beneficios del hilo dental, y no haya estudios de calidad al respecto, eso no quiere decir que en algunos casos no sea efectivo para retirar restos de comida.

seda dental higiene bucodental

Se recomienda usar cepillos interdentales que sean suficientemente pequeños como para limpiar los espacios entre los dientes, siempre que haya bastante sitio entre ellos. Si no hay espacio, el hilo dental es la mejor opción para eliminar restos de comida

Este estudio partió de la solicitud de la agencia de noticias Associated Press (AP) al Departamento de Salud de Estados Unidos de que le diera pruebas sobre los beneficios del hilo dental en la prevención de enfermedad de las encías o de la caries. El gobierno norteamericano reconoció que la efectividad del hilo dental jamás había sido investigada adecuadamente. Además los periodistas de AP analizaron 25 estudios realizado en la última década, que comparaban el uso único del cepillo y el cepillado combinado con el uso de hilo dental. De ello concluyeron que la efectividad del hilo dental es “débil” y que los trabajos de investigación al respecto son poco fiables o de escasa objetividad. En concreto, algunos estudios verificaron la salud dental durante períodos de apenas dos semanas, un periodo de tiempo insuficiente para analizar su efecto en el desarrollo de problemas en las encías.
La Asociación de Dentistas del Reino Unido recomienda como primera opción el uso de cepillos interdentales que sean suficientemente pequeños como para limpiar los espacios entre los dientes, siempre que haya espacio bastante entre ellos. En caso de que las piezas dentales estén tan juntas que sea imposible la utilización de estos cepillos o su uso cause dolor, sí que se debe recurrir al hilo dental. Hay que tener en cuenta que la seda dental puede dañar las encías si no se usa adecuadamente.
Recomendaciones para un correcto uso del hilo dental:
– Utiliza unos 45 cm de hilo dental, enrollando la mayor parte alrededor del dedo anular, dejando 3 o 5 cm de hilo para trabajar. A medida que avances de diente en diente usa partes del hilo limpio.
– Sostén la seda dental tirante entre los dedos pulgares e índices, y deslízalo suavemente hacia arriba y hacia abajo y viceversa entre los dientes con movimientos verticales, pero nunca en movimiento “serrucho”.
– Curva la seda dental suavemente alrededor de la base de cada diente, asegurándote de que pase por debajo de la encía.
Nunca golpees ni fuerces el hilo, ya que puedes dañar o incluso cortar el tejido gingival.

Noticias Relacionadas:

Deja una respuesta

Tu dirección e-mail no será publicada.