¿Si llevas ortodoncia tienes que prescindir de las tradiciones de fin de año?

Llevar ortodoncia es perfectamente compatible con tu vida normal, sólo has de tener determinadas precauciones con algunos alimentos. Y hay pocas cosas tan “nuestras” como cumplir con la tradición de fin de año de comerse 12 uvas al ritmo de las 12 campanadas que marcan el fin de 2015 y el comienzo de un año nuevo mientras pides otros tantos deseos. Es verdad que si te estás sometiendo a un tratamiento de ortodoncia has de ser prudente con lo que comes y la forma en que lo haces también estos últimos días de año, pero las uvas son frutas blandas y jugosas, así que no suponen ningún problema para el aparato. Es más, son una buena opción cuando sientes dolor en los dientes. Lo único con lo que hay que tener precaución en caso de estar sometiéndote a un tratamiento de ortodoncia es con las semillas, ya que si muerdes con fuerza alguna de ellas se puede quedar atascada en tu ortodoncia provocando molestias. Elimina las pepitas antes de comer las 12 uvas, escógelas de las que vienen ya sin ellas, o sencillamente ten un poco de cuidado al morderlas procurando masticar sólo la pulpa y evitando sus semillas. Así que disfruta de esta tradición de comer las uvas al son de las campanadas con toda tranquilidad.

uvas fin de año ortodoncia

La única precaución que tienes que tener en cuenta al tomar las 12 uvas de fin de año si tienes ortodoncia es con sus pepitas

En Nochevieja también es habitual brindar con champán y disfrutar del vino durante la cena. Como ya te anticipamos en otro post sobre consejos para cuidar tu salud bucodental estas fiestas es mejor optar por el vino tinto, en lugar del blanco o el champán o cava, ya que estos son más perjudiciales para el esmalte.

Pero no sólo hay que tener precaución con las bebidas alcohólicas, sino que hemos de procurar evitar excedernos con las bebidas carbonatadas y los zumos ácidos que también dañan el esmalte y pueden provocar su desgaste prematuro. En caso de consumirlas será mejor beberlas con ayuda de una pajita para, en la medida que sea posible, eludir el contacto de la bebida con tus dientes.

Con respecto a las bebidas también hemos de intentar evitar los cambios bruscos de temperatura, ya que aumenta la sensibilidad dental y puede provocar la inflamación de los vasos sanguíneos del interior de tus dientes.

Todo el equipo de la Clínica de Ortodoncia Pérez Varela de Santiago de Compostela y Ourense queremos que cuides tu salud bucodental, pero también que seas plenamente feliz y te saquen una sonrisa los pequeños placeres de la vida como cumplir con los ritos navideños en compañía de tus seres queridos.

 

Noticias Relacionadas:

Deja una respuesta

Tu dirección e-mail no será publicada.