¿Qué tipos de ortodoncia hay?

No hay ninguna duda de que la ortodoncia ha dejado de ser un tratamiento asociado únicamente a adolescentes. Aunque la ortodoncia es una disciplina sanitaria y su principal objetivo es mejorar la salud y funcionalidad de la boca, la realidad es que la mayoría de los pacientes que solicitan una ortodoncia lo hacen principalmente por una motivación estética. Por ello la ortodoncia está en continuo avance para ofrecer novedosas alternativas para que los tratamientos sean más cortos, cómodos y estéticos.

 

Tener una buena imagen es muy importante hoy en día, y una bonita sonrisa es la mejor carta de presentación, y esa preocupación por el aspecto también hace que muchos pacientes adultos soliciten tratamientos cada vez más estéticos.

alineadores transparentes

Los alineadores transparentes son muy discretos y prácticamente no se ven

Hoy en día existen cuatro tipos de ortodoncia, básicamente:

-Los brackets metálicos o convencionales

Ortodoncia estética (otro sistema de aparatología fija en la que los brackets son blancos o transparentes igualándose al tono del diente)

-Alineadores transparentes (en vez de brackets el paciente lleva aligners extraíbles muy discretos que se retiran para comer, beber o cepillarse los dientes)

-Ortodoncia lingual o invisible en la que los brackets se colocan en la cara interna de los dientes, que es de los tratamientos más novedosos y perfectos para quienes, por razones personales o profesionales, no quieren que los demás no se enteren de que están a tratamiento.

Los demás no ven los brackets linguales , ni siquiera al hablar, comer o sonreír, porque se colocan por dentro de los dientes (la cara lingual), no por la cara externa (labial). La cara externa de los dientes es lisa, por lo que los brackets se pueden colocar directamente sobre su superficie. Sin embargo, la cara interna de los dientes es irregular, por lo que es necesario fabricar un bracket personalizado para cada diente (tanto la base como el cuerpo de cada bracket se adaptan a la anatomía dental del paciente).

La ventaja es que los brackets son tan individualizados que son muy precisos y confortables para cada uno.

ortodoncia invisible

Es también un sistema muy cómodo para quien lo lleva, porque los brackets son muy finos y además se hacen en oro (un material muy maleable) a medida para cada diente mediante tecnología informática en 3D, por lo que son absolutamente individualizados para cada paciente.

Otra ventaja es que, al estar situada por dentro de la boca, con la ortodoncia lingual no hay riesgo de que se produzcan lesiones en el labio si se producen golpes. Esto es especialmente importante cuando se practican deportes de contacto, por ejemplo.

Pero, aunque muchos adultos prefieren que la ortodoncia se vea lo menos posible, son muchos los casos en los que deliberadamente apuestan por los brackets metálicos y hasta se atreven a jugar con el color de las gomas del mismo modo en que lo hacen los niños y adolescentes.

 

Opciones estéticas también para niños

Hace algunos años, los pacientes más jóvenes llevaban únicamente aparatos metálicos, pero son cada vez más los que optan por brackets estéticos, y ahora pueden hacerlo por una modalidad de alineadores transparentes disponibles en la Clínica de Ortodoncia Pérez Varela de Ourense y Santiago de Compostela, que, demás de contar con las mismas ventajas de los adultos, incorporan características adicionales ideadas específicamente para ellos.

La versión para niños y adolescentes de los alineadores transparentes permite corregir los problemas de alineamiento dental y de mordida mediante unas discretas férulas hechas a medida. Al igual que en el caso de los adultos, estos alineadores se cambian cada dos semanas (según progresa el tratamiento) y son de “quita y pon”. El paciente ha de llevarlos puestos todo el día y toda la noche (un total de 22 horas), retirándolos solo para comer. La principal diferencia de la versión para jóvenes es que incorpora unos indicadores que permiten controlar el tiempo real de uso para que los padres y el ortodoncista verifiquen que el adolescente se ha puesto los alineadores las horas necesarias para que el tratamiento sea efectivo.

Los alienadores transparentes se pueden quitar en cualquier momento, por ello es esencial ser muy disciplinado. Éste es uno de los motivos por los que los padres preferían que sus hijos llevasen ortodoncias fijas.

Otra importante ventaja es que son extraíbles (de quita y pon),  por lo que se quitan para comer y lavarse los dientes, facilitando la limpieza. El hecho de que la higiene sea más sencilla disminuye el riesgo de contraer caries. Uno de los mayores problemas en los adolescentes con ortodoncia es que, si no son exhaustivos con la limpieza aumenta el riesgo de caries al quedar atrapados restos de alimentos en los brackets. Además no hay alimentos prohibidos; reducen el tiempo de tratamiento en los casos en los que es necesaria una fase funcional,  y es más cómodo (por la ausencia de arcos y brackets que puedan pinchar o rozar en el interior de la boca), por lo que el periodo de adaptación es más corto.

Noticias Relacionadas:

Deja una respuesta

Tu dirección e-mail no será publicada.