Elisa García Sánchez ha terminado su tratamiento de ortodoncia lingual

Sacar los brackets y dar por finalizado un tratamiento es siempre un momento muy especial. La cara de alegría de nuestros pacientes cuando observan el resultado es nuestra mayor recompensa.

Elisa García Sánchez luce ya una Sonrisa Pérez Varela después de dos años y medio de ortodoncia lingual en los que nadie, salvo aquellas persona que ella decidió, pudo ver sus brackets.

ortodoncia lingual santiago

Elisa muestra su Sonrisa Pérez Varela junto a Vanessa

ortodoncia santiago

Elisa nos dedicó estas líneas cuando terminó su tratamiento de ortodoncia lingual y estaba así de contenta

Los pacientes de ortodoncia lingual ven progresar su tratamiento día a día, porque los brackets linguales se pegan en la cara interna de los dientes. El momento de la retirada de los brackets es menos impactante que en el caso de aquellos que optaron por sistemas de ortodoncia con brackets metálicos convencionales o estéticos, que ven por primera vez su nueva sonrisa en el momento en el que le retiramos el aparato, pero no es por ello menos emocionante.

sonrisa perez varela

Sonrisa Pérez Varela desde todas las perspectivas

La finalización de la fase de tratamiento no supone una despedida, ya que después se inicia el periodo de retención, y Elisa volverá a la clínica para las revisiones en las que nos aseguraremos de que los resultados del tratamiento se mantienen intactos. Llevar las retenciones tal y como indica el ortodoncista es la mejor manera de evitar un retratamiento, ya que, tal y como os hemos contado en este blog de las Clínicas Pérez Varela, los dientes se mueven a lo largo de toda la vida.

Noticias Relacionadas:

Deja una respuesta

Tu dirección e-mail no será publicada.