Consejos para que tu dieta no perjudique a tu salud bucodental

Si tienes pensado iniciar una puesta a punto para el verano desde las Clínicas de Ortodoncia Pérez Varela de Santiago y Ourense te damos una serie de claves para hacerlo sin perjudicar tu salud bucodental.
Con los primeros rayos de sol y la subida de temperaturas aumenta la preocupación por el aspecto de nuestro cuerpo y se incrementan las matrículas en los gimnasios y las dietas en lo que se ha dado en llamar “operación bikini”. Esta preocupación por poner a punto nuestra imagen puede llevar a algunas personas a modificar sus hábitos alimentarios para alcanzar un determinado peso sin control médico.
Hace años que la comunidad médica viene denunciando los riesgos de someterse a dietas disparatadas y a someterse a rutinas de deporte intenso sin tener la condición física previa necesaria. Son muchos los que, a pesar de las advertencias de médicos y dietistas, siguen creyendo que dejando de comer determinados alimentos o comiendo poco y haciendo mucho deporte se adelgazará más rápidamente. Sin embargo, estas prácticas pueden hacerle perder peso rápido sólo como un espejismo, creando un efecto rebote que le hará aumentar posteriormente el peso, pero además perjudicando su salud general… y la de su boca.
Son muchos los que persiguen el objetivo de adelgazar sin tener en cuenta el efecto que muchas dietas agresivas y la práctica de ejercicio físico sin control tienen sobre los dientes.
Por una parte una dieta de adelgazamiento reduce el consumo de alimentos perjudiciales para nuestra boca, como las bebidas azucaradas, hidratos de carbono, bollería industrial,… y que el ejercicio físico regular es lo más idóneo para mantener un buen estado de salud. El problema surge cuando las personas que se someten a dieta lo hacen sin control, siguiendo las dietas que están de moda o suprimiendo alimentos sin ninguna base médica olvidando que una dieta saludable ha de ser rica y variada, y que las dietas hiperproteicas pueden ser muy peligrosas para nuestra salud.
Si nuestra dieta carece de ciertos nutrientes, los tejidos de la boca sufren las consecuencias, volviéndose más vulnerables a las infecciones. De hecho, la enfermedad de las encías que puede ser la causa de la pérdida de dientes es más frecuente en personas con una mala alimentación.

operación bikini y salud dental

No te olvides de cuidar tu boca si piensas iniciar una “operación bikini”

Como regla general se recomienda repartir las ingestas en tres comidas principales y dos tentempiés, huyendo del picoteo. Esto, además de favorecer el control del peso y nuestra salud, beneficia al estado de nuestra boca, ya que los alimentos que comamos dentro de una comida dañan menos nuestra salud dental porque cuando comemos liberamos más saliva, un potente bactericida que nos ayuda además a eliminar los restos de alimentos de la boca y reduce los efectos de los ácidos, protegiéndonos contra la caries. Además, aunque casi todos nos cepillamos los dientes después de comer o cenar, es poco frecuente que nos acordemos de la higiene de nuestra boca tras picar algo.

Si quieres evitar que tu dieta perjudique a tu salud dental sigue estas sencillas indicaciones:

– Bebe por lo menos dos litros de agua al día
– Incluye en la dieta los cinco grandes grupos de alimentos: cereales, frutas, hortalizas, proteína (carne y pescado) y lácteos
– Evita picar entre horas
-Incluye en el tentempié de la mañana y de la tarde lácteos (a poder ser, bajos en grasa) y una pieza de fruta para aportar la energía necesaria hasta llegar a la comida principal
– Los alimentos que contienen cereales como pasta, arroz tienen que estar presentes diariamente a pesar de que intentemos bajar de peso.
– Sustituye la fruta por los dulces y pasteles como postre. Modera el consumo de azúcar para mantener tu salud bucodental.
Como ya os contamos en este blog, la práctica de deporte influye sobre la salud de nuestra boca. Del mismo modo que la práctica descontrolada de ejercicio intenso sin la adecuada preparación puede causar lesiones en músculos y tendones, los deportes de impacto (running de intensidad, ciclismo de montaña, saltar a la comba…) pueden provocarnos desgaste y microfracturas en el esmalte dental por el continuo impacto entre los dientes. Una revisión odontológica te servirá para evaluar si el deporte que practicas está afectando a tu dentadura.
Desde la Clínica de Ortodoncia Pérez Varela os recomendamos siempre que os pongáis en manos de profesionales de la salud antes de iniciar una dieta o de intensificar la práctica de cualquier deporte.

Noticias Relacionadas:

Deja una respuesta

Tu dirección e-mail no será publicada.