Comer entre horas perjudica tu salud bucodental ¿Cómo evitarlo?

Comer de manera equilibrada es fundamental para mantener en buen estado la salud oral, tal y como os recordamos siempre desde este blog de las Clínicas de Ortodoncia Pérez Varela de Santiago de Compostela y Ourense, pero la forma en la que lo hacemos también es importante para cuidar de nuestros dientes y encías.

Además de escoger los alimentos que más benefician a nuestra boca, también hay que evitar el picoteo y las comidas entre horas. El motivo principal es que la producción de saliva en los picoteos es menor que durante las comidas, por ello se aumenta el riego de que los ácidos de los alimentos perjudiquen la salud bucodental. La saliva contribuye a disminuir los efectos negativos que los ácidos de los alimentos tienen sobre los dientes y encías. Los alimentos que tomamos durante una de las grandes comidas son menos perjudiciales porque durante las comidas principales se genera más cantidad de saliva.

aperitivo salud oral

Ir de cañas o de vinos con unas tapas es un hábito muy arraigado que perjudica la salud oral

Pero, además, así como sí nos cepillamos los dientes después de las comidas, es raro que lo hagamos después de picotear.

 

 ¿Cómo minimizar los perjuicios del picoteo?

Si no queremos renunciar al aperitivo, o al picoteo, al menos debemos apostar por los tentempiés menos perjudiciales.

  • Mejor yogur, frutas, frutos secos, verduras crudas o queso para evitar la caries. Una zanahoria o manzana pueden servir para mitigar la sensación de vacío en el estómago y en su masticación se produce una leve limpieza por efecto “arrastre”.
  • Minimiza el consumo de azúcar: evita la bollería industrial, golosinas, bebidas azucaradas…etc.
  • Si llevas brackets recuerda que debes evitar los alimentos excesivamente duros y pegajosos, así como los crujientes tipo patatas chip o snacks.
  • Procura cepillarte los dientes después de cada aperitivo. Lleva siempre contigo un pequeño kit de higiene bucodental para que, incluso cuando estés fuera de casa, puedas lavarte los dientes después de comer cualquier cosa o ingerir bebidas como refrescos azucarados, zumos, etc. En caso de no tener cepillo de dientes a mano, como mal menor puedes masticar un chicle sin azúcar (siempre y cuando no estés llevando ortodoncia).
  • Si ingerimos alimentos o bebidas ácidas es aconsejable beber agua o leche y esperar entre 30 minutos y 45 para cepillarse los dientes para reducir el riesgo de erosión dental.

 

Si el picoteo forma parte de tus hábitos alimenticios es especialmente conveniente que acudas a revisión regular con tu dentista de cabecera para asegurarte de que tu boca está sana.

Noticias Relacionadas:

Deja una respuesta

Tu dirección e-mail no será publicada.